El Rincón de Mela ...

Cuentan que el mejor de los viajes empieza cuando naces ... y por ello este Blog lo hace con el ánimo de regalar y compartir con cuantos viajáis conmigo por esta vida ... anécdotas, fotos, risas, ideas, viajes, cariño, experiencias, ilusión, sugerencias, "alma" e inspiración ... cualquier "cosita" que os haga sentir bien y suspirar de emoción! Os quiero!

viernes, 9 de enero de 2015

Nos ponen trampas...

Me encanta esta frase porque la dices tú y no precisamente porque sea fruto de responsabilidades mal gestionadas... sino todo lo contrario, digamos que las responsabilidades nos tienen entretenidos, a que suena mejor, no crees? Que nunca deje de arrancarnos una carcajada cuando la compartamos y ojalá provoque que deseemos estirar el tiempo como ese chicle infinito y que mamá no nos bese la frente tras un buen embozo... porque yo no quiero ir a no-nó... yo quiero acostar nuestras sonrisas. Vivir.

Ahondando en esta magnífica tu cita... soy consciente que mi vida ha sido un poco tal cual, siempre desacompasada de "mis favoritos" y por ello ocupan un lugar estrella en mi agenda telefónica porque justamente a quienes más echas de menos, más lejos se encuentran o nuestros horarios se cruzan como los trenes de cercanías... por tantas veces que me quedé inamovible en el andén, con la mirada concentrada para ver si te encontraba en la estela del cristal en dirección contraria. O tantas otras que hice kilómetros sólo para sumarme al postre con mis amigas y verlas unos minutos sacrificando lo mejor, la sobremesa, dado que tenía que regresarme a la oficina, o aquellas que robé las horas al sueño para darte un abrazo si no te encontrabas bien o suspiré tropezando con la misma piedra por compartir un poquito más... yo no valgo para vivir mientras los minutos se desgastan sin sentido. Me resisto. Qué gusto escribirme... vuelvo a ser yo!



Ya sabemos que vivir no es fácil y podemos poner en práctica todas estas teorías y libros de autoayuda que conocemos para dar una vuelta de tuerca... pero... da igual, somos como animalillos de costumbres y flaqueamos... perdida en creer que la verdadera perfección era no cometer errores, caí, me rendí a la necesidad de sentir... el mayor error hasta ahora fue querer vivir sin equivocarme y entonces pasaron los meses en blanco, las eternas noches sin descanso, la soledad descontrolada... remonto y apuesto por vivir como quiero. No voy a pensar en las trampas... si en el fondo soy como la protagonista de Lady Halcón... taaaaaan linda... no me lamento, ni quiero vivir en una misión suicida, prefiero cavar trincheras donde descansar hasta poder besarte a cielo abierto o esperar a que los planetas se alineen para comer juntas, siempre lo digo, mejor un par de horas sumando que una eternidad esperando a ese fin de semana que no llega... y entre tanto sorteamos las trampas... como dice Paulo Coelho... deja de pensar en la vida y resuélvete a vivirla!

El día transcurrió con llamadas importantes... a salto de mata entre los papeles de la oficina no dejé pasar el momento de llamarte para saber cómo estás tras este silencio y ya ves, en segundos sonreíamos y el lunes comeremos juntas, Eureka! También hablé contigo y me compartiste la sonrisa perenne de tu madre atrapada en su cuerpo y la fortaleza de tu padre cuidándola cuando era a él a quien había que atender, ambos pactaron su fuga y así se han ido, de la manita... nosotras estamos más lejos pero tenemos pendiente nuestro largo café! Por no mencionar nuestra conversación, nos estrenamos en Viber, resumimos nuestra historia interrumpiéndonos constantemente y ya hemos pactado un vuelo, no hay marcha atrás! Un día importante de comunicación... desde primera hora de la madrugada.

Soy chica de finales felices... en más de una ocasión vi una película hasta donde me gustaba para luego rematarla yo a mi antojo... why not? Quizá lo ponga en práctica con mi vida real... why not? Fue una semana intensa de trabajo, de abrazos, de despedidas, de Noche de Reyes y de confiar en las horas del día que irrumpió con trampas pero que pronto masajearon las horas del sueño. Los finales felices también se atraen pese a las trampas... esta noche voy a verme Lady Halcón, quizá a Campanilla le seduzca el plan... haré lectura del vuelo del águila, de las flechas que hieren, de ese instante al amanecer y de ese final feliz que llegué a ver cuando supe que era súper-feliz... casi como el mío que llega sin prisa!

Os deseo un fin de semana con trampas y un guiño de sonrisa! Disfrutad de cómo fluye todo... sin más!


1 comentario:

  1. Que bien me ha venido leerme este post que me acabo de encontrar así como escucharte hoy... Gracias, mi rubia sabia. Te quiero.

    ResponderEliminar

Me encanta que te asomes a este rincón ... saber que a todos nos gustan las cosas que tocan el corazón! Gracias por recrearte un poquito conmigo ...